Rotundamente no

A ratos la lucha por la vida es tan feroz que las fuerzas se ausentan y lo dejan a uno a merced de los miedos, ésos que se empeñan en que todo arredre. img_0553Pareciéramos entonces guerreros mutilados frente a un ejército de férreos combatientes dispuestos a despedazarnos al primer descuido. Para no dejarse aturdir por el engaño, hay que alejar la mente del tumulto, de esa confusión que sólo siembra temores a fin de distorsionar la realidad. Hay certezas pues hay bien y habiendo bien, los males ya no resultan malignos; en un pispás, además, el decorado se vuelve del revés y te llueven mimos y regalos. Se puede vencer a la angustia, se puede aplastar al caos y reemplazar la grisura que traen el cansancio y el hastío con una luminosa esperanza que siempre embellece actitudes y semblantes. Todos poseemos un abultado archivo de actos injustos y malintencionados, pero sabemos en nuestro fuero interno que el mal no vence al bien. Parece abandonarnos, pero jamás lo hace; siempre está ahí acompañándonos, consolándonos y mostrando los destellos que engalanan el día a día, los que el temor oculta. Cada día es bello, inmensamente bello. Preciso recordármelo una vez más para vencer a esa nada que pretende enseñorearse de mí. No, no y no. Rotundamente no.

9 comentarios to “Rotundamente no”

  1. winnie0 Says:

    Luchadora como eres….no puede vencerte mi querida Zambullida. QUIZÁS te de un volteo. ..pero no te dejes tumbar. Un beso

    • zambullida Says:

      Es contrario a mi naturaleza, me temo. Aun asi, Winnie, me caigo muchas veces, pero me vuelvo a levantar. Así que, supongo, que da igual que me tumben que no. Si no deseo estar tumbada, acabaré levantándome, ¿no?

  2. almaterrena Says:

    Una persona puede dedicarse a una cuestión en cuerpo y alma, hasta conseguir su objetivo. Otra persona puede atravesar circunstancias que la alejen de su intención y, a pesar de ello, volver una y otra vez a la carga, con más o menos énfasis, hasta que finalmente logre lo que tanto tiempo y esfuerzo le ha costado… Cuál de las dos es más tenaz? Un abrazo.

    • zambullida Says:

      No soy experta en perseverancias… A veces hay que guardar durante un rato los propósitos para retomarlos más adelante con igual o incluso mayor entusiasmo. No veo la diferencia entre uno y otro; a mi entender, ambos tienen idénticas posibilidades de alcanzar sus metas.🙂

      Gracias por leerme.

    • zambullida Says:

      Cada lector interpreta a su manera, no hay manuales al respecto. A todos nos sucede que lo experimentado al leer un libro concreto varía hasta de un día para otro. Lo importante es que sirva.

      Gracias, gracias, gracias.

      Buen fin de semana.

  3. Miss Poessía Says:

    Muy interesante reflexión, como siempre. Ha sido un placer volver por aquí, Nuria.
    Un abrazo😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: