Andamiaje

Cuando algo nos corresponde acaba cayendo en nuestras manos, pese a los demás y a nosotros mismos, sin que medien siquiera esfuerzos de por medio. La Providencia, sabia e infalible, supo desde el comienzo lo que nuestro corazón anhelaba, aun cuando lo ignoráramos y hasta lo despreciáramos de forma inconsciente por esa ofuscación que nos impide vislumbrar más allá de ese pobre andamiaje con el que un día estructurarnos la vida. Y, de pronto, uno se encontró con un tesoro inesperado, que nunca pretendió y que, sin embargo, había formado parte de sí mismo y habitado en algún recoveco de ese pasado que se dio por perdido, de ahí que, pese al estupor, el corazón lo acogiera con la misma naturalidad con la que un niño aceptaría un caramelo. La esperanza entonces se envalentonó y recorrió a sus anchas aquellas sendas en las que nunca osó hollar, para restablecer aquel paraíso que no llegamos a alcanzar por falta de entendimiento y de confianza. Lo imposible, lo que una mente en su sano juicio sería incapaz de concebir, se torna en posible gracias a un amor paciente que confía en el poder sanador del cariño y en la comprensión del otro, sin juicios ni reprimendas. He concluido «Howards End» de E.M. Forster entre lágrimas de dicha y conmovida por la emoción de esta mañana de junio, de esta belleza creada, al igual que nosotros, para la inmortalidad y ya acomodada en esta eternidad en la que moramos, aunque los tiempos nos confundan y nos desvíen de los verdaderos propósitos, de esa dicha placentera, en la que que no tienen cabida los sobresaltos, de ese gozo que a veces buscamos en experiencias que sólo nos retornan al hogar, a esa paz que se halla desde siempre en ese interior nuestro, tan descuidado y polvoriento. He pensado una vez más en lo que raras veces me recuerdan las noticias: una vida se calibra en función del amor entregado, aunque no se reciba de inmediato nada a cambio o aunque se obtenga todo y no lo veamos más que nosotros. El conocimiento impulsa al amor y el amor, a su vez, estimula el conocimiento.

P.D.: Ya se habla de «Carta a Hedda y algunos cuentos» en la prensa.

Anuncios

27 comentarios to “Andamiaje”

  1. Candelaria Says:

    Gracias, Nuria, por este regalo….Por recordarnos lo que nos corresponde, o no, y el justo calibrado de la vida. Besos

  2. joaquinsarabia Says:

    Dar y no esperar nada a cambio, he ahí la fórmula mágica.
    Nuestra vida con ésta fórmula discurrirá tranquila y placentera y todo cuanto recibamos “nos será dado por añadidura”.
    Precioso escrito, que infunde ánimo.
    Un Abrazo 🙂 .

    • zambullida Says:

      Difícil, sin embargo. Hay días en los que parece posible, muy posible y otros en los que se nos antoja imposible. Es, no obstante, la única forma de vivir, como dices, de forma placentera, con verdadera paz de espíritu.

      ¡Gracias, Joaquín!

  3. winnie0 Says:

    El lujo del ser humano racional….es esa libertad de por DAR!!!! Un beso Zambu

    • zambullida Says:

      Y también del no dar, porque no siempre podemos. A veces tenemos que esperar y, de pronto, un día lo que nos pareció imposible, nos resulta sencillo y agradable. La libertad está por encima de todo.

  4. Solsticio Says:

    Muy hermoso y esperanzador. Da gusto pasarse por aquí, Zambu.

  5. Natalia Pastor Says:

    Dar por el placer de dar, de compartir y amar sin esperra nada a cambio; ni recompensa ni tributo.Esa es la grandeza del amor:la entrega incondicional.

  6. Susana Says:

    Me gusta la frase, la vida se calibra por el amor entregado. Un beso.

  7. Luisa Angela Says:

    Siempre he creido que hay cosas que nos corresponden por decho propio o por destino,y eso pase lo que pase nos llegará de una u otra manera.
    Lo importante es dedicarse a vivir mientras todo va llegando a nuestra vida, intentando favorecer que los tiempos nos sean favorables.

  8. mercedesmolinero Says:

    “El conocimiento impulsa al amor y el amor, a su vez, estimula el conocimiento”. Esta bella frase la hago mía (con tu permiso) pues contiene un mensaje que me relaja y reconforta.
    Gracias por ella .

  9. mara Says:

    Vi la película y me encantó, pero el libro no lo he leído. También yo me quedo con la úlitma frase.

    • zambullida Says:

      De la película apenas guardo vagos recuerdos, pero me gustó. Casi todas esas películas inglesas son impecables, ¡me encantan! El libro es muy recomendable, es de lo mejor que he leído de E.M. Forster.

  10. LAMBERTUS CEGATUS Says:

    MI MAS SINCERA FELICITACION POR LA PRENSA, ESO CAMINA HACIA UN FUTURO DE GLORIA, LA MISMA QUE TANTOS T TANTOS TE HEMOS DESEADO. UN FUERTE ABRAZO ZAMBULLIDA.
    PD HE LEIDO EL ARTICULO Y HE RECIBIDO EL LIBRO. MOLTES GRACIES PER LA TEUA DEDICATORA

  11. Concha Huerta Says:

    Que post tan reconfortante. me encanta Howards End y me alegra las buenas criticas de tu libro. Espero que crezcan. Un saludo

  12. mioasis Says:

    bello post, me gusta leerte. Te deseo un feliz dia
    http://oasisdeisa.wordpress.com

  13. Ana azul Says:

    Enhorabuena guapa. ¿Ves como todo llega?Serás una escritora de éxito.
    En cuanto a lo que hablas hoy, pienso como tú. Todo lo que ha de ser nuestro, lo será y todo lo que hemos de vivir lo viviremos, por mas que nos empeñemos en lo contrario. besos
    Ana

  14. diariodeunatreintaneradesubicada Says:

    Me alegra de corazón todo lo que estas viviendo. Me gusta leerte contenta y serena. Un abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: