El cielo y la tierra

El alma se empapaba
en la solemne clásica grandeza
que llenaba los ámbitos abiertos
del cielo y de la tierra.
¡Qué placido el ambiente,
qué tranquilo el paisaje, qué serena
la atmósfera azulada se extendía
por sobre el haz de la llanura inmensa!

Fragmento de «El ama» de Gariel y Galán.

Según dicen, vuelven las atmósferas azuladas y las lluvias, que algunos tenemos ya enquistadas, de tanto padecerlas, al principio, y de tanto disfrutarlas después, al empaparnos de sus aromas y de la hermosura que ha cubierto los campos de esta árida meseta, que ahora se asemeja a la campiña inglesa.  D., que se hizo el Camino de Santiago desde Roncesvalles, quedó, como Gabriel y Galán, prendada de esa llanura cuya inmensidad parecía no tener fin y cuya aspereza la ayudó, más que cualquier otro paisaje, a encontrar aquello que andaba buscando. Durante aquel peregrinar, su alma halló paz pero también desasosiego porque había demasiadas preguntas sin respuesta, de ahí que decidiera adentrarse en la meseta y permanecer en ella durante casi un mes.

Unos sueñan con tener casa en Cerdeña, en la Provenza o en el sur de Inglaterra; ella, en cambio, desea una casita blanca que una vez, durante el Camino, atisbó en Villafranca del Bierzo, un lugar donde guarecerse en tiempos de zozobra o donde  disfrutar, como el poeta salmantino, del cielo y de la tierra.

Anuncios

6 comentarios to “El cielo y la tierra”

  1. putoheterosexual Says:

    Genial! muy bueno como siempre, cada cosa que escribís es inspiradora! Saludos!

  2. Holle Frank Says:

    sencillio y bonito. Un buen domingo!

  3. zambullida Says:

    @ puto: Me alegra que te guste. Ayer, cuando lo escribí, ya de noche, me dio la impresión de que, en realidad, no decía nada y de que era totalmente prescindible. Sólo escribo lo que se me ocurre en el momento.

    @ Holle: ¡Gracias! Disfruta tu también de este domingo, al menos aquí, soleado.

    @ ana: Sí, amiga, sí; la vida no es más que un peregrinar.

    @ Lambertus: Eso creía yo, pero me he acostumbrado tanto a la lluvia, a sus olores, que me va a costar prescindir de ella.

  4. ana Says:

    Su alma halló paz pero también desasosiego porque había demasiadas preguntas …

    … somos peregrinos, cada día.

    Un abrazo.

  5. LQPONS Says:

    TENGO GANAS YA DE LOS DIAS BUENOS

  6. Hija de la misericordia « Hesiquía Says:

    […] Zambullida […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: